A todos nos gusta llenar nuestra despensa de productos típicos: aquel queso de la granja vecina, aquel pan que hornean cada mañana, aquellos embutidos del pueblo, unos huevos del corral…

Pantori hace realidad nuestros deseos. Cada día, te trae a casa un producto, una joya grastronómica difícil de encontrar en los supermercados en los que acostumbramos a comprar.

Anuncios